Festival de música de Morelia. Camerata Wratislavia. Un concierto que no quería terminar.

Polonia aportó la primera catarsis del festival con su Camerata de Bratislavia, con dechados de divos humildes y altas dotes histriónicas de su director Jan Jakub Bokun, que sin negar la responsabilidad de su respectivo instrumento a cada ejecutante, llevó durante la noche una orquesta homógenea y disciplinada y obediente a los designios histriónicos del director.

             El gusto de la Camerata de estar en Morelia el día de la rueda de la prensa, cuando se cumplía el 92 aniversario de la independencia de Polonia, se ensombreció horas antes del concierto con el fallecimiento de Henryk Mikolaj Gorecki, uno de los mayores compositores polacos de los últimos tiempos, y para él estuvo dedicado el concierto tras el minuto de silencio más corto de la historia (no más de diez segundos.)

La dedicatoria estaba servida con la presencia de Frederic Chopin, a quien alguien llamó alguna vez el poeta de todos los dolores, en un programa variado desde la víspera.

Porque el Cuarteto virreinal de Bernal Jiménez, compuesto para cámara, sólo permitió adecuación a orquesta en su segundo movimiento, Sarabanda con variaciones; sólo ese fue ejecutado. No fue, entonces, por el poco o nulo conocimiento del moreliano en Polonia.

Con esto el Festival no tardó en cumplir una de sus funciones primarias, la de fomentar la música local mediante las replicas que tiene en otros escenarios. Y la Wratislavia se afilia a eso con la música polaca y con la promesa de su director de procurar llevar a Bernal a Polonia, un país que musicalmente vive a la sombra de Chopin quien ya está agotado en su país que es reticente a despojar a otros compositores de la sombra del mayor que ha surgido allí.

Muchos Chopin hay allí, contó Jakub Bokun en la rueda de prensa, muchos surgidos de concursos, y al seguir la pauta de Frederic, hay nombres que pierden la posibilidad de ser insignes. Por eso la labor de la Camerata de promover esos otros nombres.

El recorte del programa debido a lo del Cuarteto virreina, sirvió para ello con la emergencia de armara casi el mismo programa que la orquesta hizo en el Cervantino una semana atrás.

La Suite de San Pablo de Holst fue sólo el comienzo de una noche expectante y eventualmente insospechada. Lo expectante era por la segunda interpretación: el Concierto número 1 para piano y orquesta de Chopin, traída desde la cúspide del romanticismo por un pianista de técnica impoluta , Wojciech Kocyan, semi virtuoso de su instrumento que al entrar en escena relegó a la orquesta, como lo marca la intención de Chopin, al escenario de fondo, no obstante el clamor de esta por no perder su sitial, sin perder la consciencia de que el escenario era del piano.

La noche pareció terminar tras esa ejecución, y el encoré de la Polonesa número 6 con la que Kocyan agradeció el reconocimiento a su participación, como si el nombre de Chopin fuera toda Polonia. Pero la Wratislavia aún tenía que decir. Tras el intermedio el orden del programa se mantuvo con la Sarabanda del Cuarteto como reanudación seguida de Josef Suk y su Serenata en mi bemol mayor, op. 6, precediendo a la pieza emergente. Anunciada por Bokun en la rueda de prensa.

            Orawa para cuerdas, no sólo fue sacar a escena a Wojciech Kilar, uno de los musicalizadores de Roman Polanski, y a una tradición polaca de música clásica, sino destellos de talento grande con tensión de cuerdas al límite llevado hacia un frenesí que detuvo los corazones y los alientos ante la majestuosa muestra de presteza y precisión de la orquesta, que no evitó la entrega a ciegas del público inmediatamente tras la nota final.

No quería tener fin el concierto; era digno de seguir reventando las palmas. Y el regreso al escenario fue doble, con una de dos ejecuciones finales de aquella participación en el Cervantino.

La Danza de una obra de Mariacki, con sus pizzicatos mantuvo la entrega de un público al que Bokun hizo entender que mientras los aplausos no cesarán, la noche no acabaría.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s