Festival de música de Morelia. Volkov y Cabuto y Ensamble de las Rosas.

Dos tendencias que no desmerecieron de otros conciertos del festival. Sin perder la dimensión de la situación, debida a que la variedad de géneros y estilos no permiten la comparación, los conciertos del martes 23 llenaron la expectativa hasta del público que no prefiere alguna de las respectivas músicas.

             En el templo de las Rosas, Dimitry Volkov y Mario Cabuto, violonchelo y piano, no sintieron el peso dejado la noche del lunes allí mismo por Nueva música dúo, porque sus interpretaciones también pretendieron la perfección en la entrada simultánea de los instrumentos, en la técnica sensible y en la falta de rigidez que hace estricto el seguimiento a la partitura, para ofrecer el estilo propio, aunque la acústica de Las Rosas les facturó el haberla tomado con aparente desdén, situación que machó la actuación por la notoriedad de la falta de manejo serio del espectro sonoro en un templo.

Cambiado el orden del programa, Beethoven dejó paso a un breve ejercicio de Schumann en el cual se vio aquella coordinación por la manera en la que Robert estructuró la pieza ejecutada, Fantasiestücke, op. 73, para que los acordes de los instrumentos enlazaran las notas de cada movimiento.

El acompañamiento exigido por la Sonata para violonchelo y piano, op. 40 de Shostakovich consistió en un ejercicio próximo, aunque para los amantes de las cuerdas el atractivo de la pieza de cierre, Variaciones en una cuerda tras un tema de Rossini, de Paganini, reventó el escenario, aunque menos que la Sonata op. 40, pero parecía imperativo concluir con una complicación de las cuerdas como son los trabajos de Nicoló. Sin divorciar la alta expresividad y la técnica de la pieza, Volkov aprobó el ejercicio de la variación del violín al violonchelo, aunque no se conocieron detalles particulares de su manera de concebir esta música, porque no convocó a rueda de prensa, pese a que la oficina de prensa del Festival lo intentó hasta en cuatro ocasiones.

La siguiente parada de la noche fue en el antiguo Palacio de justicia con la continuación de la defensa de la música contemporánea y local de parte del Ensamble de las Rosas.

El erotismo fino de Olfato y seda, obra de Luis Jaime Cortés que involucra poemas de Gonzalo Rojas con los cinco instrumentos que componen el Ensamble, destacó en emotividad sobre las demás piezas, al hacer primar un mosaico de estampas literarias que en la voz de Salvador Ginori, alcanzaron la capacidad de motivar el brote de anhelos fantasiosos. Obra completa porque además evoca imágenes visuales de movimientos corpóreos ante los que la orquesta funge como un frágil fondo.

Esta contó con la dirección de Alejandro Vasulto Martínez en la composición interpretada de él, Metalectura, en la que también se requieren los cinco instrumentos. Alumno y coterráneo de Javier Álvarez, sus propuestas siguen la línea del rector del Conservatorio, cuya influencia está quedando muy marcada por ser el latino más interpretado en la edición que corre de Festival después de Bernal Jiménez.

Su modernismo, o post-modernismo lo llamaran algunos, no encontró esta noche las sinestesias vistas en la composición de Cortés, al acudir al refuerzo de la imagen en una versión musicalizada con violonchelo de Le repas du serpent & retour a la raison, carente del ritmo de Metro chabacano, ejecutada el domingo por Talich quartet. Porque es otro metalenguaje musical de Álvarez, uno de los vanguardistas de la música nueva mexicana.

Lavista, Ana Lara, Hebert Vázquez y el escocés James McMillán completaron otro programa de alcances casi perfectos, ayudado en su acústica porque el Palacio de justicia no fue techado con lona.

Guillermo Portillo (flauta), Alfredo Valdés Brito-Hoyos (clarinete), Miguel Ángel García (violín), José Luis Gálvez (violonchelo) y Mario Quiroz (piano) dejaron otro testimonio de una música quizá menos masiva que la llamada clásica, pero que es en parte identidad de un pueblo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s