Champions league 16-17. Previo a la fecha 3. El estado de la transición.

El desarrollo hacia estadios de vanguardia está siendo costoso para casi todos los equipos, sobresaliendo los que guardaron una línea de años, marcando una edición donde anotar primero se hace indicio de victoria.

             Los favoritos del lustro reciente se ralentizan con los cambios de sistema introducido por nuevos técnicos.

             El mecano de Zidane y la solvencia táctica de Simeone, lo de mejor rendimiento, junto con Nápoles y un Leicester en contraste con sus ligas.

             El partenopeo puede ser el primer equipo en calificar tras una fecha 3.

             Siete equipos más pueden quedar cerca de octavos.

             Legia, Brujas y Dinamo Zagreb, integraron registros nefandos en liguilla.

             Jornada para continuar marcando diferencias de muchos años.

             Cuadro de lesionados esterales.

Mucha expectativa y tanta incertidumbre por cumplirla es un balance de la edición con menos nivel en una cuenta de temporadas no precisa de fijar, la expectativa es lo que se espera son total seguridad. En los grandes, los favoritos permanentes, no existe en el nivel que en revelaciones con un nivel opuesto al que enseñan en sus competencias domésticas.

En la mayoría de los participantes está pesando el periodo de transición  hacia nuevas tendencias. Se ha venido anotando, con la reticencia del 4-2-3-1 a ceder ante el 4-3-3, modelo, este, casi estimado como el ideal. Se ve en muchos de los 32 en sus ligas, pero en el torneo continental sigue privando la inclinación hacia el otro esquema con la seguridad del escudo junto al organizador.

Es una Champions de paso entre el comportamiento anterior de sus equipos y el nuevo que intentan establecer. Incluso el Barcelona, uno de los más continuados, lo experimenta, y Atlético de Madrid, el más corrido aunque no el que tiene más tiempo con su técnico, es quizá la expresión del fútbol europeo de ahora.

Desde el previo a la Final de Champions que disputó en 2013-14 se le notó como hacedor del fútbol ideal, el de la efectividad del sistema sin dependencia del individuo sobre cualquier artificio de solución. Eso se está apreciando en la Copa de Europa. Lo certifica Sevilla. Sampaoli pronto defeccionó el estilo que pretendía, que casi garantizó, y en minutos, no en partidos, cambió su 3-4-3 por el 4-2-3-1. Lo hizo antes del 5’ en la Súper copa europea y en la ida de la española. A Juventus le planteó táctica, nunca estilo, y celebró suyo el 0-0 en Turín. Contra Lyon, otro que tiende a sibarita del espectáculo, algo similar.

La fijación en ese juego y en el del Atlético es porque establece la tendencia tras dos fechas. 17 de los 21 ganadores en los 32 partidos anotaron primero. Sólo a 1 lo alcanzaron; los otros 4 remontaron. 16 de 21 marcaron primero, muchas veces en la primera media hora, en la que se firmaron 10 de las victorias eventuales. 15 de las 21 en el primer tiempo. Es una edición del fútbol calculado y de control.

Y de muchas adecuaciones. Entre lesiones y alineaciones sin convencimiento, rotar se hizo constante sin determinar firmeza. Sólo Nápoles, Atlético y Leicester ganaron sus dos salidas. Los grupos con nivel discreto se atribuyen el éxito de esos equipos que, salvo el Atleti, líder en La Liga, son denostados en sus países.

El partenopeo gozó el liderato de Serie A una jornada. Hace cuatro y no volvió a ganar. 1-0-3 su cuenta pero en Champions roza lo inédito. Si gana a Besiktas y hay empate en Dinamo Kiev-Benfica, el Azul habrá calificado. Nadie lo ha hecho al cabo de una fecha 3.

Tampoco ningún quipo quedó eliminado a esa altura. No es posible.

Atlético, Leicester y Barcelona quedarían próximos a calificar si ganan y hay empate en el otro partido de sus grupos, y Arsenal, Psg, Juventus y Sevilla con sólo ganar, porque enfrentan a los dos últimos de los suyos.

No hay, empero, previsiones tranquilas en una Champions que se está decidiendo por marcadores mínimos. 9 encuentros por un gol y 10 empates, aunque los grandes han sabido responder con excepciones infaltables. Bayern Münich, con el técnico que tenga,  y Ancelotti, su actual, hacen presencia testimonial en España, donde es constante verlos perder. El equipo que más impresionó en la década, no expuso el juego que lo llevó a ello en su visita al Calderón, nuevo reflejo del fútbol que identifica al Atlético, que exprime a los rivales, no obstante que el Bayern y Carletto no suelen lucir en cachas españolas.

Arsenal y París sufridos para ser 2, al día, en sus ligas, son medianos en Champions. Emery parece encarrilar un día al Psg y al siguiente partido, en cualquier frente, se atrae la destitución. Los Pistoleros trastabillan sin hacer, y Basel y Ludogoretz, imperiales en sus ligas, se reducen en Europa; como Celtic; Copenhague no ha recibido prueba dura. Le sale el Leicester para ir determinando ya calificación, pero no son niveles en correspondencia a la categoría histórica del torneo.

Legia, Brujas y Dinamo Zagreb tampoco, los polacos llegarán al Bernabéu clasificados en liguilla de descenso en su país. Son 14 entre 16 equipos y sin marcar en liguilla de Champions en 516’; desde su anterior, y hasta antes de esta, única participación. El record sin marcar en la fase pertenece a los croatas, empeñados en igualarlo (590’), y los belgas entran y salen de las zonas de liguilla por el descenso y el campeonato en su país. Ninguno de los tres marcó gol en las fechas 1 y 2.

Los demás, muy medianos. Incluso Manchester City, candidato a sensación y por ello, casi con expectativa de ser finalista, porque del estilo de Guardiola, fallido en Celtic Park, se espera, en directiva y seguidores, superar el puesto en semifinal conseguido la temporada anterior.

Difícil, porque a partir de octavos surge el juego de los grandes. Aun en etapa de transición saben resolver esas instancias y la liguilla se les hace hoy de trámite con tanta debilidad en los grupos.

No es mensaje de buen fútbol. Se gana como se puede. Son tiempos de fútbol calculado para ganar por lo justo. Ya se anotaba por eso que el Atlético lleva la vanguardia. Sin ser el más fuerte.

Lesionados.

Para armar el equipo indeseado falta portero y lateral derecho. La defensa tiene a Ramos, Badstuber y Marcelo/Alba. En un trivote están Modric, Casemiro y Sergi Roberto, y con doble ‘5’ Sven Bneder junto al brasileño. Con 4-2-3-1, Schürrle, Reus y Saúl van detrás del ‘9’, aunque el español está jugando como doble ‘5’. Con dos enlaces, sale de esta alineación de lesionados, dejando a par de alemanes detrás del delantero. Posición que ocupa Milik, el que más puntos ha dado con goles en la edición.

Anuncios

Un comentario en “Champions league 16-17. Previo a la fecha 3. El estado de la transición.

  1. Pingback: Copa de Europa al día. 46 | Copa de Europa, fútbol, semiótica y antiperiodismo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s