Panóptico. 83

Evento en Morelia, seguridad y tradición…El referendo en Turquía…10 ideas de Le Pen…Algo más del mundo.

Dejaciones.

Morelia puede convivir en paz. Con todo y turistas. La tarde que vio iniciar la procesión del silencio, en el oriente del Centro, quiso hacer olvidar los operativos que con arbitrariedad casi dictatorial, licencian a delincuencia uniformada para que ofenda al Habitante. Apenas unidades y agentes para cuidar el tránsito vehicular, estuvieron en la zona, y hecha la largada de la procesión, el espacio se limpió sólo. Cerca de cuarenta y cinco minutos duró el paso de un evento que superada por mucho las dos horas. Cuando partía por la noche. El adelante del horario, la ha puesto a las seis de la tarde, cuando en primavera la luz natural no se ha retirado. La procesión fue perdiendo formalidad cuando las dependencias de turismo se la arrebataron a la organización popular. La eclesiástica la cedió, y empresas televisoras la tomaron, mientras varios templos y parroquias retiraban su participación. Adiós a la solemnidad. Los pocos participantes que tiene la procesión, no guardan ya la uniformidad en la simetría de los pasos; tampoco hay linealidad en ellos, ni se guarda la estatuaria casi perfecta de una solemnidad. Varias personas que la miran desconocen símbolos de ella. No se transmitió en el relevo generacional el conocimiento por una de las tradiciones de Morelia, robada por el comercio de la comunicación y de promociones para visitar la ciudad.

La procesión del silencio tiene función dudosa entre el ritual y lo turístico. En años de decrecimiento de visitantes, se le usa como artificio, pese a estar distante en atención a las de estados que cuentan la suya entre las importantes del mundo. El recorrido se recortó durante los primeros años del siglo, y los participantes ya no tienen noción de esta tradición. Se le pregunta, y desconocen los símbolos de las ropas. Se perdió el respeto. A la salida, cuando reporteros empeñados en ser los de la fotografía exclusiva, obstruyen el paso, los organizadores apuraron el paso de la procesión, despojándola en ese instante de su categoría, al hacerla un desfile o una carrera.

 Canta victoria.

Una dictadura se cocinaba en Turquía. En enero, Erdogan consiguió casi un golpe de estado con la aprobación del parlamento a una revisión de la Constitución para entregar los poderes de todos los órganos al presidente. Por nueve votos más de los necesarios, se aprobó, en segunda lectura, con el referendo llevado a cabo este día para ratificarla. Faltando por computar el .55 por ciento de los votos, entre los cuales se incluyen boletas no selladas por la mesa electoral (es como cambiar la regla del penalti durante un partido, cita El País a un comentarista turco), el 51.4 en favor del , se hace inalcanzable. Erdogan se siente presidente en un sistema que la gente ve como el paso de la república a la monarquía. Los efectos se presentan como los del Brexit. Un margen ajustado en el resultado, anula la preferencia de las mayorías. Los que dijeron no, se sienten con tanto derecho a exigir lo que ellos votaron, como los que dieron el porque la mitad del país, menos algunas décimas, estaría descontenta. Y sería arrastrada, junto con la otra mitad, más algunas décimas, hacia lo que se ve inevitable. Aliarse con la nueva cortina de hierro. Rusia les abre las puertas, y los nuevos aliados siente encajar otro gol de lo que llaman populismo. La continuación de estar lisiando a la Unión Europea se sintió en la referencia de Erdogan a Merkel y a Francia de actuar como nazis modernos, en una semana en la que el espectro del Führer salió en varios discursos. La lista, en la columna anterior.

Faltan pocos votos por contar, entre la promesa de la oposición a impugnar porque creen que un porcentaje, no más del cuatro por ciento, estuvo comprometido. Los números indican ya al ganador.

 Para seguir cambiando el mundo.

Una de las personas que tomaron a Hitler como bandera en los días anteriores, fue Marine Le Pen. Vuelta a la columna anterior. Deslindó a Francia del éxodo de judíos en 1942, y en una de las propuestas que el día 11 presentó para su eventual presidencia, incluye deportación de migrantes, apegada a una ley francesa. Algo parecido al acontecimiento del que ella desmarcó a Francia.

Estas son sus ideas:

1- Suspension des accords de Schengen et rétablissement des contrôles aux frontières nationales.

 2- Expulsion de tous les fichés S étrangers, et mise en œuvre de l’article 411-4 du code pénal pour déchoir de leur nationalité française et interdire du territoire les bi-nationaux convaincus de liens avec le djihadisme.

 3- Abrogation des Lois pénales Dati et Taubira pour mettre fin au laxisme judiciaire.

 4- Organisation d’un référendum sur une grande réforme institutionnelle incluant, entre autres, la proportionnelle, le référendum d’initiative populaire, la priorité nationale, la défense de notre identité de peuple et de notre patrimoine historique et culturel, et la réduction du nombre de députés et de sénateurs.

 5- Baisse de 10 % des trois premières tranches de l’impôt sur le revenu et rétablissement de la demi-part fiscale supplémentaire pour les veuves et veufs.

 6- Rétablissement de la retraite à 60 ans avec 40 annuités de cotisation.

 7- Suppression de l’Aide Médicale d’État réservée aux clandestins.

 8- Rétablissement de la défiscalisation et de la majoration des heures supplémentaires, et revalorisation des petites retraites.

 9- Réorientation des 50 milliards d’euros de baisses de charges du CICE vers les TPE/PME exclusivement.

 10- Abrogation de la Loi Travail, de la Loi El Khomri.

 Lo mismo.

Olvido del Panóptico anterior fue seguir la cuenta de los cuchillos. Ese día, turista británica atacada en Israel con uno, y Reino Unido reportaba que en el año reciente, aumentaron los delitos en Londres con esa arma y con pistolas.

Siria sufrió su cuarto ataque en el mes. Ahora contó cerca de 100 fallecidos, y Australia vivió tiroteo en un centro de detención.

Anuncios

3 comentarios en “Panóptico. 83

  1. Pingback: Panóptico. 103 | Copa de Europa, fútbol, semiótica y antiperiodismo.

  2. Pingback: Panóptico. 149 | Copa de Europa, fútbol, semiótica y antiperiodismo.

  3. Pingback: Panóptico. 169 | Copa de Europa, fútbol, semiótica y antiperiodismo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s