Gaceta fútbol. 828

La permanencia del Morelia…La fecha final del Clausura mejicano 2017…Sebastián Sosa…Campeones y fallidos en Europa.

 Últimos minutos de esperanza, con nombres propios, y continuación de equipos que llevaron sus definiciones hasta ellos, sin que la jornada europea altere mucho en su desenlace.

¿Quién ganó con esto?

Una afición de aldea vive por un equipo, sin que los dirigentes del tal le concedan la importancia que deberían, por la atención que tiene hacia algo sin rumbo ni forma. Desde 82-83, Morelia no sufría hasta el instante final por su permanencia en Primera división. Aquella vez, la mantuvo en la abolida serie por el no descenso en un partido de desempate en el estadio Azteca contra Zacatepec. Los Ates habían ascendido dos temporadas atrás, y la estadía que desde entonces tienen en la división mayor, estuvo comprometida hasta más allá del último minuto del Clausura 2017. La gente celebró la permanencia de un equipo que recibe ochenta millones de pesos mensuales del erario estatal, sin retribuirlo de manera notoria en lo social. Los directivos del club, privado, no han demostrado interés ni mucho respeto hacia los seguidores que hacen sacrificios por comprar una entrada y la parafernalia alusiva al equipo. Ni el estado le exige alguna retribución a cambio del apoyo. El erario da dinero a festivales, a cambio de que estos le llenen sus programas en otras localidades. Un intérprete fue pagado para ser imagen del estado, haciendo creer que con conciertos el 10 de mayo compensa el dinero que recibe por alquilar su imagen como la de un estado al que le faltan personas y sociedades representativas, y con el Morelia le restan dinero necesario en cuestiones de apoyo al pueblo. Prefieren dárselo a iniciativa privada, y consentir a la del Morelia en el aumento en los precios de los boletos cada vez que se le antoja. Antes sólo se le permitía hacerlo una vez por temporada. Con la institución de los llamados torneos cortos, el doblaje al costo de las entradas se ha visto hasta dos veces en un semestre, y tres durante la temporada (el año). El convenio con la municipalidad se refleja en comerciales de concientización, de los que nunca la consiguen en la gente, con jugadores participando en ellos. Las convivencias públicas del equipo son por parte del club. La ciudad no ve ganancia ni beneficio con la estadía de un equipo mantenido. Y además, relegado por sus propietarios que ven en el Atlas una mejor inversión. La gente quedó feliz. Lo mostró en la celebración inmediata a la obtención de la permanencia, en uno de los centros de festejo acostumbrados, en un rincón del centro, pero nada le darán más que esa alegría. Hay que volver a hacer un esfuerzo que debilite la economía particular y familiar por seguir pagando por ver a la representación de un club, no de una ciudad, que sólo toma y no da nada de esta.

Para cualquier formato.

El desenlace del Clausura 2017 justificó el gusto por los partidos simultáneos. Cinco de los nueve se jugaron el sábado a las 20:00. Los tres que cruzaban aspirantes a líderes con los tres que podían descender, y los otros dos cotizaban para calificaciones. No se vio un final como ese en años. Jaguares necesitaba ganar sus dos últimos partidos para permanecer, y en ambos anotó temprano. No esperó a un Gilberto Mora que le diera la salvación sobre el final. No consiguió mantener su ventaja en la fecha anterior; cedió empate. En la última sí, pero dependía, por aquel empate (atribuido por algunos a un aficionado que entró a la cancha cuando el equipo fraguaba un gol, el de triunfo eventual) del resultado del Morelia. Necesitaba Chiapas ganar y que Morelia no lo hiciera. Los Canarios llegaron al medio tiempo con 0-1 sobre Monterrey. En el comienzo del segundo tiempo, una tapada de Sosa, la primera de una serie del uruguayo, y un travesaño, negaron el empate. Un poste negaba el empate al Atlas. Pachuca se había puesto 0-2 en el Azteca, y la combinación de resultados calificaba al Morelia. América alcanzó a los Tuzos, y las Águilas sacaban al Morelia de la fase final, a cambio de entrar ellas. Los Ates se limitaron entonces a conformarse con la permanencia. Llegó un minuto definitivo. El 85’. Monterrey marcaba de penalti, y ubicaba al Morelia en posición de descenso. En ese minuto, Veracruz encajaba el 1-0 eventual de Tijuana, pero para irse, Jaguares, que no dejaría su 1-0, necesitaba ver descontada una diferencia de 12 goles respecto a los Tiburones. Pachuca había vuelto a marcar. Morelia, empero, estaba fuera de todo. De la Primera y de la fase final (sonido local en donde se colocó una pantalla, rompió un silencio de Maracaná, producido por el gol de Monterrey, mintiendo al anunciar gol del Atlas, que salvaba al Morelia, y los gritos de ánimo volvieron). En el agregado, evocó los grandes desenlaces en la historia del descenso en Méjico. Gol de Ruidíaz. Salvación y calificación.

Quedarían Unam-Puebla y Santos-Toluca. Estos dos, con posibilidad de clasificarse 2. Aquellos, casi por nada. Sólo para futuras tablas porcentuales. Los dos comenzarán alejados del descenso en 17-18.

Es para más.

Morelia debe su resultado a Sebastián Sosa. De él se escribió tras jugar en el Peñarol derrotado en la Final de Libertadores 2011, cómo podía pasar de un monstruo del fútbol mundial a un desconocido Querétaro, donde sólo se jugaba por mantenerse en Primera. Años después, Sosa se vio involucrado con esto, y sobresalió como lo hizo con los Carboneros.

Sólo 2 llegaron como dios manda.

Alejados de la Champions de esa temporada, y de campeonatos de liga, quedaron varios equipos. Ayer, el tema fue que varios en Europa desaprovecharon la posibilidad, sin obstáculos mayores, para calificar al torneo o coronarse. Se hizo constante en la jornada. El domingo, Feyenoord rompía su ayuno del campeonato de liga de 20 temporadas si ganaba, y perdió con Excelsior (3-0). Ajax se benefició (4-0 a Go Ahead) para ubicarse 1 punto debajo de los Industriales y asegurar presencia en Champions. Derrota de Austria Viena renovaba la corona de Salzburgo, que pudo haber sido campeón el día anterior, y salió empate.

Ayer, Leipzig, con la derrota de Hoffenheim, Mónaco, por propia mano, y Benfica, por derrota de Sporting Lisboa, aseguraron jugar liguilla de Champions. Los alemanes, sujetos a la resolución mencionada en otras Gacetas, caso de que Salzburgo avance, por ser ambos de la misma propiedad.

Spartak Moscú garantizaba el sábado, por sí mismo, jugar previa de Champions. El domingo, Después de Ajax, Vardar se metió, como campeón nacional, y a continuación, Tottenham, que no pudo hacerlo el sábado. Por perder. Este día, se anunció al menos en cuarte previa de Copa de Europa por la derrota de Manchester United.

Horas después, Zenit perdió, y eso dio el campeonato a Spartak Moscú. Así, los Carne se metieron a liguilla de Champions.

Sevilla quedó 6 puntos arriba de Villareal en la disputa por la última entrada a Champions. Quedan 2 fechas, y los encuentros entre ambos terminaron 0-0. De modo que se pasaría del desempate por duelos directos, al de la diferencia de goleo, si se diere empate en puntos entre ambos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s